viernes, 21 de junio de 2013

TALES OF TILES-TEMPORADA 1-CAPÍTULO 2 PARTE 2-“ASESINOS”

TALES OF TILES-TEMPORADA 1-CAPÍTULO 2 PARTE 2-“ASESINOS”
Parecía que aquel extraño no iba a cambiar de opinión por lo que Lara tenía claro que no le quedaba otra opción más que luchar. Sin más demora Lara lanzó su primera flecha intentando alcanzar a su oponente pero éste era ágil y de forma magistral consiguió esquivar la flecha de la chica. 
El extraño guardó las pistolas de Lara dentro de su traje, no sabía como funcionaban aquellas extrañas cosas pero sabía que eran armas y que la chica podía usarlas contra él, algo que no quería que sucediera. Después espada en mano intentó alcanzar a la joven. Lara rápidamente leyó la mente de su contrincante y dio una voltereta hacia atrás evitando que la espada le alcanzara.
-No va a ser tarea fácil conseguir matarme.-
-Nunca he dicho que iba a serlo.- dijo volviendo a abalanzarse sobre ella. 
Lara hizo una voltereta lateral y al caer al suelo rápidamente sacó una flecha la tensó en el arco y se la lanzó. El extraño no se lo esperaba, sucedió todo en décimas de segundos. Lara le había alcanzado en el hombro. El hombre se resintió y miró con odio a la chica, después agarró la flecha y la partió.
-Aún puedes rendirte.-le informó Lara.
-Esa palabra no existe para mí.-dijo tirando el trozo de flecha.
Lara cogió otra flecha, la tensó y volvió a lanzársela. Esta vez le alcanzó en el estómago. El asesino se retorció de dolor y se quedó pálido al ver como la sangre empezaba a brotar mucho más intensamente que en la herida del hombro. Partió la flecha nuevamente y dolorido cargó con su espada. Esta vez consiguió alcanzar a la chica en una pierna haciéndolo un corte del que rápidamente empezó a emanar sangre.
Lara dio un grito de dolor, pensaba que había conseguido dejar al hombre casi inutilizado pero parecía que era más duro de roer de lo que ella creía. El asesino volvió a cargar contra la muchacha pero a pesar de que estaba herida y sus reflejos no eran tan eficaces como antes consiguió esquivarlo, coger otra flecha y lanzársela. Esta vez le dio en el pecho. 
El hombre no dejaba de sangrar profusamente y la nueva herida que la joven le había infringido con la tercera flecha comenzaba a sangrar también. 
El asesino creyó perder la noción del tiempo durante unos segundos y su vista se nubló. ¿Su arrogancia le había hecho caer ante una jovencita? Partió la tercera flecha y pensó en sacarse alguna del cuerpo, sentirlas dentro de su cuerpo le estaba causando un dolor agudo pero también evitaba que la hemorragia se hiciera más preocupante. Agarró con fuerza su espada y observó a la chica que volvía a tensar una flecha en su arco, pero antes de que pudiese hacerlo la alcanzó con su arma haciéndole un fuerte corte en el brazo.
-Tienes que morir. Así reza la inscripción encima del recipiente.-
Lara se miró la herida, no tenía tan mal aspecto como las que su contrincante tenía pero la verdad es que le ardía y el dolor se estaba volviendo algo insoportable. Levantó la cabeza y vio al asesino pálido.
-Podríamos haber derramado un poco cada uno. Solo pone que hay que llenar el recipiente de sangre.-
El asesino calló de rodillas exhausto y casi desangrado por las graves heridas que la chica le había causado. Lara sintió un fuerte pinchazo en el pecho. ¿Qué es lo que he hecho? Pensó arrepintiéndose de haberle herido de gravedad.
-Hazlo, derrama mi sangre en el recipiente.-le dijo el hombre tendiéndole su espada.
Lara se acercó a él y antes de que cayera al suelo casi muerto lo cogió. 
-Lo siento, debíamos haber derramado juntos la sangre.-
-Shhhh, coge mi espada.-hizo un gesto con la mano como si se cortara el cuello indicándole lo que tenía que hacer.-Haz que al menos mi muerte no sea en vano.-
Lara levantó al hombre y cogió la espada para después poco a poco acercarlo al recipiente. 
-Lo siento de verdad.-
El extraño permaneció en silencio.
-Solo me estaba defendiendo.-
-El texto me engañó…-
-¿Qué?-preguntó extrañada la chica.
-Dice que eres una de ellos.-
-¿Una qué?-
-Templarios.-
Lara miró nuevamente la inscripción. Estaba en árabe y no entendía nada en absoluto. Él le había mentido, le había dicho que ponía que derramaran la sangre en el recipiente pero había omitido que también le informaba de que ella era una de los que seguramente fuesen sus enemigos. 
-No lo soy.-
-Lo sé-el extraño comenzó a toser sangre.
Lara no pudo evitar echarse a llorar aunque hizo todo lo posible para que el hombre no se diera cuenta.
-¿Cómo te llamas?-
-Altaïr, soy un asesino, mi cometido es matar…-
-¿Templarios verdad?-
Altaïr volvió a toser sangre.
-Hazlo…-dijo con la voz entre cortada.
Lara cogió la espada del asesino y le cortó el cuello haciendo que la sangre llenara el recipiente a la par que la vida de Altaïr se escapaba. Cuando el recipiente estuvo lleno por completo se escuchó el crujir de un mecanismo. Lara dejó con delicadeza el cuerpo del hombre en el suelo y esperó a que se abriera una puerta u ocurriera algo.
El sonido del mecanismo cesó y de repente unos pinchos salieron del suelo atravesando uno de los pies de la muchacha y el cadáver del asesino. 
Lara dio un fuerte alarido, justo después los pinchos desaparecieron. La muchacha se tiró al suelo retorciéndose de dolor. ¿Qué había ocurrido? Había hecho lo que indicaba. ¿Qué tenía que hacer más? De repente tres puertas se abrieron, una a cada lado de la habitación. La chica que aún se retorcía de dolor casi ni les prestó atención pero enseguida su instinto de supervivencia se apoderó de ella. 
Reuniendo las pocas fuerzas que le quedaban se puso en pie cogió sus armas que tenía el cadáver y cojeando se dirigió hacia la puerta de la izquierda. No sabía que le depararía aquella puerta pero tampoco quería quedarse en aquella habitación que casi la había trinchado como a un pavo. 
RESUMEN DEL CAPÍTULO Y DEL COMBATE:
-ALTAÏR ESTÁ DESCALIFICADO Y HA SIDO DESBLOQUEADO COMO PERSONAJE JUGABLE.
-LOS PVS DE LARA AHORA SON 20 Y SUS FLECHAS 12.
-LARA HA SOBREVIVIDO A UNA TRAMPA, ESTÁ HERIDA DE GRAVEDAD POR LO QUE PERDERÁ 4 PVS POR TURNO.


<--Capítulo anterior                                                                                                                           Capítulo siguiente-->